Cómo elegir las cortinas

Cómo elegir las cortinas

Escoge cortinas prácticas y bonitas

Son un elemento fundamental en decoración, pero además contribuyen a reducir el frío en los meses de invierno y la entrada de luz y sol en verano. Elegir una u otras cortinas dependerá de tus gustos y del resto de decoración de tu casa. La oferta es muy variada: visillos, visillos con bandó, con tablas, con anillas, estores… Hacemos un repaso por todas ellas para que sepas cuáles te conviene elegir para cada estancia y qué tejidos escoger.

Además de decorar, las cortinas aíslan del frío en invierno y del sol en verano

Los aspectos básicos

No todas las cortinas de la casa tienen que seguir la misma estructura. Puedes escoger paneles japoneses para el salón, estores para los dormitorios juveniles, una cortina con bandó para el dormitorio principal, una cortina encastrada en el baño… Todo dependerá de la decoración del resto de la estancia y de tus gustos. Siéntete libre de variar tanto como te apetezca.
– En general, los tonos claros y lisos son más adecuados para elegir como cortina principal y los estampados se limitan a bandós, cortinas verticales y abrazaderas. Ten en cuenta que los estampados y los colores fuertes empequeñecen y nuestro objetivo siempre es ampliar los espacios.
– Antes de encargar tus cortinas piensa bien en el sistema de anclado que vas a elegir: con barra, con rieles, con un sistema escondido…
– Tradicionalmente se considera que una cortina debe tener dos veces y media del ancho de la ventana. Si mide un metro, la cortina será de 2,5 metros sin frunces, sólo si es un estor variará la medida.
– No hay un consenso en cuanto al largo que deberían tener las cortinas. Mientras que hay quienes prefieren que cubran sólo el hueco de la ventana, otros que lleguen hasta el suelo y otros que arrastren.

Los estores

Cómo elegir las cortinasSon un recurso perfecto para los dormitorios infantiles y juveniles y para los despachos. Elígelos con un visillo fino que permita que la luz pase a través de ellos sin deslumbrar. En cuanto al sistema, puedes adquirirlos enrollables o plegables en tablas, mucho más elegantes. El sistema de anclaje es sencillo y se hace con un riel enganchado a la pared. Eso sí, ten cuidado cuando los laves y retires las cuerdas que los pliegan. Asegúrate de que vas a saber colocarlas de la misma forma.

Las cortinas fruncidas

Cómo elegir las cortinasSon un clásico que no pasa de moda y son perfectas para el dormitorio principal y para el salón. Puedes combinarlas con un bandó y con cortinones a los lados con abrazaderas en un color que contraste fuertemente con el de la parte baja. Lo ideal es elegir un tejido suave y semitransparente para la parte baja y una tela más opaca para el bandó y los cortinones.

Las cortinas con trabillas

Cómo elegir las cortinasSon tan vistosas que se están popularizando en los últimos tiempos, sobre todo para complementar dormitorios infantiles y juveniles. Se basan en un sistema sencillo que combina la cortina con trabillas hechas del mismo tejido que se introducen en una barra decorativa y visible. ¿Su principal inconveniente? Que no son muy cómodas a la hora de correrlas y descorrerlas. Escoge telas con poco peso para que cueste menos moverlas.

Cortinas con anillas

Cómo elegir las cortinasLas encontrarás de dos formas, bien con anillas interiores y ocultas o bien con grandes anillas abiertas en el tejido en las que se encaja una barra. Tienen un estilo vintage que gustan mucho. Este estilo de cortina es perfecto para tejidos con mucha caída y telas densas pero, ojo, eso no quiere decir que emplees tonos oscuros y con grandes estampados si no combinan.

Paneles japoneses

Cómo elegir las cortinasSon una de las últimas tendencias en cortinas para salones, sobre todo. Se basan en un sistema de paneles móviles y plegables que van corriéndose y descorriéndose según quieras. Lo ideal es escoger visillos claros que combinar con un bandó colorido y escoger un sistema que nos permita correr y descorrer los paneles gracias a un sistema de cuerdas y sin tocarlos, pues podríamos mancharlos y descolgarlos.

Tags: hogar,

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *